miércoles, enero 18, 2006

Volar, Volar y Volar


Siempre quise volar, no sé por qué, pero fue una ilusión que la tuve desde muy pequeñito.
Todavía, es el día que cuando despego y aterrizo en un avión, me pregunto una y mil veces como pueden subir, bajar y mantenerse estos cacharros.
Recuerdo haber tenido un sueño hace ya bastantes años, en mi infancia, y lo rememoro con ternura puesto que trataba de muchos desplazamientos en avión. Volaba por todas las partes del mundo, durante mucho tiempo. De aquel sueño quise interpretar que iba a volar en numerosísimas ocasiones.
Y así fue, he volado abundantes veces, hacia el este, hacia el oeste, hacia el norte y hacia el sur. He vuelto a volar en sueños, he volado en aviones, en globo, etc. Y hasta he de decir que me he artado de volar, aunque esto no puedo mencionar, porque sinceramente me encanta.
Volar en sueños es muy divertido, sin embargo a veces la sensación es de inseguridad, lo que ocurre es que mientras sueñas, o yo al menos puedo controlarlos en algunas ocasiones. A veces caes muy rápido, otras muy despacio y en otras hasta no caes nunca.
Y volar en avión es apasionante, me relaja enormemente, atravesar las nubes e ir dejando las minucias de allí abajo por algunos instantes. Sobrevolar mares, desiertos y montañas, es entrañable, te das cuenta de lo grande que es el mundo, no terminas nunca de ver el principio ni el final.
Realmente cuando estas ahí arriba te das cuenta de muchas cosas, e incita a pensar y reflexionar. Eres grande pero al mismo tiempo eres muy pequeño. Grande por los avances y pequeño por estar entregado a la naturaleza.
Creo que todos deberíamos de volar de vez en cuando, aunque no tiene que ser en avión. Simplemente dejando la imaginación a merced de nuestros pensamientos. Es muy curioso.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Yo prefiero el tren como vehiculo de transporte, en cuanto al terreno sentimental se refiere. Donde mas me relajo y mas disfruto del paisaje es desde un tren. La ventanilla es en cierto modo la pantalla donde se refleja cada lugar.
En cuanto a volar, me encantaria hacerlo por mi mismo, con mis propias alas o pilotando cualquier nave. Me fio de los aviones, pero no tanto de mecanicos y tripulacion.
Saludos.